Capricornio Gato (I)

Capricornio Gato y el Amor

Un Capricornio nacido en un año del Gato será afectuoso y mimoso. ¡Pero nunca en público! Siempre conserva una imagen digna y no lloriqueará por asuntos del corazón. Estos nativos son esencialmente prácticos. Les atraerán las personas activas. Admiran lo tangible y buscan resultados en todos los aspectos de la vida. Belleza y elegancia no suelen resultarles suficientes para mantener una relación duradera. Lo que ellos buscan es el contacto con la personalidad profunda de su pareja. El exotismo también les fascina y pueden unir su vida a la de una persona totalmente diferente de ellos, cuyo carácter artista o bohemio los divierta y sorprenda.
Si usted ama a un Capricornio Gato, demuéstrele que sabe ser útil y creativo en lo suyo. Hágale saber quién es usted. No actúe con temor ni timidez. Este nativo reconoce enseguida la aprensión, pues él mismo debe hacer grandes esfuerzos para superarla, y la considera un defecto. No le interesa nada que ya conozca demasiado bien. Por lo tanto, sea usted mismo, pero trate de inventar nuevas maneras de sorprender a su Capricornio Gato. Adora las sorpresas. Detesta aburrirse.

Compatibilidades de los Capricornio Gato

Los Tauro Perro, Leo Perro, Virgo Perro, Escorpio Perro y Piscis Perro se adaptan fácilmente a su estilo refinado de vida. Los Tauro Cerdo, Leo Cerdo y Virgo Cerdo satisfacen sus necesidades de riqueza y cultura. Los Leo Cabra, Virgo Cabra y Piscis Cabra serán para usted compañeros dulces y creativos. Para evitar los conflictos (¡y vaya que usted los evita!), huya de los Géminis Gallo, Cáncer Gallo y Libra Gallo. Los Cáncer Rata y Libra Rata no le convienen en absoluto, así como los Libra Tigre y Libra Dragón.

Capricornio Gato: el hogar y la familia

Para el Capricornio Gato, el hogar debe ser a la vez confortable y personalizado. Hay algo de esnobismo en este ambicioso escalador de la pirámide social. ¿Cómo decirlo? Estos nativos quieren impresionar. Elegirán una decoración en la que se combinen comodidad y elegancia, casi hasta llegar a la suntuosidad, y se esforzarán por conseguir el efecto deseado. En primer lugar, desean que sus invitados se sientan cómodos. Pero también desean que la gente note que sus sillones son del más fino cuero español y sus candelabros son de bronce macizo. Un ambiente impresionante brinda seguridad al Capricornio Gato, hace que sienta más confianza en sí mismo. Quiere que cada detalle dé una impresión de distinción y coherencia. Yo no diría que es un burgués, pero casi.
Este nativo quiere que sus hijos sean dignos de la imagen que él tiene de sí mismo. Prohibido lloriquear y hacer pucheros. El Capricornio Gato atenderá las necesidades de su familia y brindará la mejor educación posible a sus vástagos. Pero pobre del chico perezoso que no marche bien en la escuela, que no obtenga buenas calificaciones y no se adapte a los principios morales del papá o la mamá de este signo. Este individuo expresa claramente su punto de vista al respecto: «Si vives aquí, debes hacer que me sienta orgulloso de ti. Si no, ahí está la puerta.»
El niño de este signo posee una sabiduría superior a su edad. Reconoce muy pronto la necesidad de encarar el trabajo con seriedad. No verá con buenos ojos que sus padres interfieran en su vida. Los Capricornio Gatos son muy púdicos en cuanto a sentimientos y no les gusta que nadie se meta en su vida interior. Los niños de este signo plantearán pocos problemas si tienen padres afectuosos. Quieren complacer e integrarse. A veces necesitan consuelo y sin duda preferirán los animales de peluche a los verdaderos. Son humildes pero seguros de sí. No habrá que acicatearlos para que hagan lo que les gusta.

Capricornio Gato y la profesión

A este nativo le convendrán las profesiones que requieran un alto grado de seriedad y una sobredosis de ambición cruda. Para él es de importancia capital ser socialmente reconocido y aceptado. No quiere ni oír hablar de asuntos tortuosos, desafortunados o inoportunos. Todo lo que ocurra por debajo de la mesa le resultará indigno de ser conversado. Huye de las querellas, los juicios y las auditorías fiscales. Pero si alguna vez no tiene más remedio que recibir a uno o dos inspectores de impuestos, los tratará de manera impecable. El Capricornio Gato podrá ser desordenado en su casa, pero no tenga dudas de que sus papeles se encontrarán siempre en orden.
Este individuo se esforzará sinceramente por no erizar la piel de sus empleados imponiendo sus directivas con gritos y ladridos. El Capricornio Gato funciona mejor en un clima de cooperación y prefiere que sus subordinados trabajen con una sonrisa en los labios. Como él mismo se adapta a la rutina diaria y hace grandes sacrificios para alcanzar sus objetivos, no tiene tiempo para perder con subalternos que no se dedican con empeño y ahínco a sus tareas. Como empleado, este sujeto no intentará rebelarse contra el sistema. Desde luego, tratará, por todos los medios aceptables de con
quistar cierto grado de independencia en su puesto. Pero sabe que, si trabaja para otros, debe recibir órdenes y al menos darla impresión de que respeta la disciplina. Los Capricornio Gatos nacen sedientos de éxito… un éxito personal e integral. Y nada que no sea el total triunfo profesional podrá apagar esa sed.
Carreras convenientes para los Capricornio Gatos: empresario, escritor, líder, político, negociador internacional, abogado, ejecutivo de un Banco, general, rector de una universidad.

Volver a Signo Capricornio

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *