Signo Virgo: nacidos el 26 de Agosto

El día del amigo solidario

Los nacidos el 26 de agosto rara vez ocupan un puesto de mando en una empresa o en el círculo social o familiar, ya que prefieren trabajar codo a codo con otros para alcanzar una meta común. A menudo están vinculados emocionalmente con un individuo más firme o poderoso: un hermano, la pareja o un amigo. Por eso algunos de los nacidos este día tienen que luchar para hacerse valer como individuos.

En el fondo saben que lo merecen, aunque el mundo no reconozca sus valores de inmediato. Si los nacidos este día se conforman con el rol de apoyar a otro, o son lo bastante pacientes para esperar su oportunidad, se los verá felices y constantes en su trabajo; de lo contrario se convertirán en personas frustradas e improductivas.

Cuando estos individuos trabajan solos, pueden parecer solitarios y retraídos. Algunos se dejan llevar por la autocompasión y se vuelven hipersensibles a las críticas y el rechazo, pero si estos solitarios son perseverantes seguirán adelante tanto si la vida los recompensa como si no, trabajando con perseverancia y sin quejarse.

Los nacidos el 26 de agosto suelen ser padres excelentes, pues comprenden la importancia del orden y la organización en la vida de los niños. Los menos ambiciosos no exigirán demasiado de sus hijos; pero si se sienten frustrados por su falta de capacidad o reconocimiento profesional, deberán tener cuidado de no proyectar sus sueños en los niños y esperar demasiado de ellos.

A muchos de los nacidos este día les gusta trabajar detrás de bambalinas, y en casos excepcionales son la fuerza secreta que impulsa a otro individuo o a un grupo. Estos buenos jugadores de equipo se sentirán satisfechos permaneciendo en la sombra y el anonimato; en lugar de rebelarse por la falta de atención, disfrutarán de la libertad de hacer su trabajo sin interferencias.

Estos individuos laboriosos valen su peso en oro para su familia o empresa.

Sin embargo, es muy probable que llegue el momento (a menudo a los cincuenta y tantos o sesenta y tantos años) en que los nacidos este día se paren a preguntarse: «¿dónde están mis beneficios?» o «¿qué he hecho con mi vida?».

Puede que entonces abandonen sus actividades altruistas y emprendan un nuevo camino. Aunque esto sorprenda a los que dependen de ellos o dan por descontado su apoyo, los nacidos el 26 de agosto saben que merecen su nueva libertad y no se sentirán culpables por cambiar.

Sigue leyendo >>>

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *