Horóscopo Cáncer 2019

Es un año de altibajos para las personas del Signo Cáncer, pero con buenas perspectivas. Disfruta de Neptuno en Piscis que ya desde años está llevando su influencia, para hacerle desarrollar mucho más la empatía, la fantasía y la capacidad de ponerse en relación con todo lo que está alrededor, sin el habitual deseo de fusión que debe dejar lugar a una distancia saludable. Neptuno es el planeta que ayuda a recuperar valores e ideales y al mismo tiempo, empuja a tomar prioridades importantes para abandonar todos aquellos arreos que sustrae mucha energía y que sólo satisface al Yo. El aumento de sensibilidad lo impulsa a comprender realmente con que cosa cuenta de verdad y lo atrae también a conquistar una real independencia interior que le permite no necesitar de constantes sostenes externos, para hacer la vida aceptable y segura.

Es un buen momento para comprender lo que se mueve dentro de sí mismo, evitando confundir el sentir de los demás con el suyo, regulando al mismo tiempo el humor, que de lo contrario parece cambiante, siempre listo a modificarse según las vibraciones del ambiente. Desde unos meses ya Júpiter en Libra y le está trayendo insatisfacciones e algunas inseguridades, pero con el solo propósito de hacerle enfocar nuevos objetivos. El sector familiar se ve tocado y tal vez da lugar a gastos, algunas preocupaciones que le permiten trabajar sobre los puntos críticos, que todavía lo hacen prisionero de dinámicas que lo bloquean.

Esto se debe a sus necesidades, que no tiene bien enfocadas y que lo hace sentir frágil llevándolo a buscar aprobaciones externas, cuando debe decidirse solo. Es momento en que la pasividad debe terminar para dejar lugar a una nueva capacidad un poco más directa. Por lo tanto, Urano en Aries y Plutón en Capricornio desmontando aquellas organizaciones que todavía existen, le hace alcanzar su verdadero poder personal, como también aprovechar su capacidad de manejar mejor los cambios de la vida.

Tendencias para los Cáncer del Primer Decanato

Nacidos del 22 Junio al 1 Julio

Ningún planeta lento está molestando el primer decanato, por lo tanto, no es el caso de mostrar una actitud pesimista o de desconfianza. Puede haber excepciones dependiendo de las energías de cada uno y que en una mirada genérica puede perderse El 2019 parece presentarse como un año tranquilo, en el cual se procede y refuerza una vibración positiva. Deja rastro la acción de Neptuno en Piscis que todavía se hace sentir y que ha comenzado un proceso de transformación, trayendo también consecuencia en el lado práctico y profesional de la existencia en algunos casos.

Sin embargo, no tiene aprensión del hacer, sino de lo que siente porque justamente los sentimientos y las sensaciones se están despertando fuertemente Estas son las tendencias que además hada fines del año, con el ingreso de Júpiter en Escorpio, se verán reforzadas en la confianza, en la seguridad de la propia identidad y también en las elecciones que irá haciendo en su vida. Se reconfirma la determinación y fuerza interior del carácter, además nunca se retraerá frente a las dificultades.

Tiene una inmensa creatividad y debe dar una dirección a todo lo que construye y produce. Sobre todo dar un camino mejor a su encontrado equilibrio interior que le permite una razonable y alegre conexión con sus queridos, familiares, amores o nuevos conocidos. Por lo tanto, no existen obstáculos o complicaciones para manifestar la esencia más profunda de su personalidad, que resulta ser un don de amor y afecto. Porque se sabe que como necesita recibir ternura, amor, cariño y mimos, también sabe como ofrecerlo de un modo extraordinario. Es momento de dar plena confianza a la creatividad y conquistar resultados, sin tener en segundo plano la esfera afectiva, que encuentra de vuelta armonía.

Tendencias para los Cáncer del Segundo Decanato

Nacidos del 2 al 12 Julio

Es un tiempo que Plutón en Capricornio está poniendo en crisis sus viejas modalidades de entender los vínculos y en particular el afectivo. Días complicados pueden tomarlo, en los cuales se siente puesto aparte, aunque no debe subestimar su comportamiento, pues con frecuencia tiende a presionar en una especie de chantaje emocional, que no favorece su autoestima y crecimiento en las relaciones. Siempre es muy emocional y sufre cambios de humor, por lo tanto, sena el momento de trabajar en una mejor expresión de lo que siente interiormente sin entrar en una especie de mudez que deja ver un resentimiento profundo.

Un pequeño recorrido personal lo puede ayudar a darle un importante impulso sobre sí mismo para adaptarse a los vínculos que desea y que con frecuencia no sabe cómo hacer más funcionales. Requiere tomar consciencia con aquella parte que no consigue poner los limites necesarios y activar los cambios en sí mismo. También Júpiter en Libra dilata los sucesos, sobre todo en concordancia a los vínculos familiares, tan importantes para su estabilidad emocional. Siente el deseo de mejorar su nido y por eso invertir recursos que se sustraen de otros intereses. Lo invaden momentos de insatisfacción, instantes en los cuales se siente con pocas ideas, pero una luz surge con fuerza y visiones importantes lo iluminan sobre los cambios que debe aportar.

Es inútil decir que los procesos internos que lo mueven son para encontrar un lugar más acogedor y en sintonía con sus deseos. Este año inicia un aspecto precioso de Neptuno en Piscis, que va a durar unos años, por eso se puede afirmar que va a recibir una gran ayuda. De hecho desea que comience a mirar más allá y amplíe los horizontes. Seguramente debe intervenir en primera persona en las decisiones de su vida, sin atender que las cosas suceden por sí mismas y tampoco hacerse influenciar de los demás.

Neptuno le pide otras prioridades para comprender lo que realmente cuenta, es un llamado a cambiar su consciencia hasta descubrir la alegría de hacer las cosas con una motivación más verdadera y profunda. Las emociones, la fantasía e imaginación vuelven habitar su corazón plenamente. También puede emerger un deseo de fuga de la realidad, como volver a un mundo encantado. Seguro favorece el deseo de expresarse más, así de explorar su lado creativo. Hacia fines de año a Neptuno se suma Júpiter en Escorpio, van a despertar una sensibilidad nítida y genial, ofreciendo una posibilidad de ideas en un plan concreto y visión ligera, serena en lo mental. Algo hermoso está por suceder, solo debe creer.

Tendencias para los Cáncer del Tercer Decanato

Nacidos del 13 al 22 Julio

Inicia el año sintiendo la insidiosa cuadratura de Urano en Aries que seguro algún problema objetivo le puede generar. Se verá frente a la necesidad de solucionar situaciones profesionales, practicas, económicas y en algunos casos también revoluciones sentimentales. Es un 2019 que le reserva sorpresas, tanto que no parece para nada caer en aburrimiento y anonimato. Tendrá mucho deseo de demostrar lo que realmente vale, de tirar finalmente afuera cualidades que por mucho tiempo quedaron escondidos detrás de una capa de temores e incertidumbres. Será más guerrero, más resistente y tenaz, en alguna ocasión más terco y obstinado.

Urano aporta un gran impulso energético, pero debe cuidarse de los errores en cuanto a la evaluación; por eso debe tratar de ser más diplomático, dócil, maleable sin pretender que el mundo se pliegue a su voluntad. Le está trayendo oportunidades que justamente por ser nuevas, llama el utilizar nuevos instrumentos que debe refinar o aprender para luego utilizarlos sobre todo en el ámbito profesional. Puede volver a partir de cero con un nuevo entusiasmo y con otras perspectivas. Sin embargo, el deseo de conservar seguridades y protecciones, van a evidenciar rasgos infantiles pero no puede darle más razón de existir, porque lo reprime; sin dejarlo ir hada un camino de crecimiento personal.

Sin duda experimenta estrés y tensiones que solamente van a evidenciar un proceso de transformación, un deseo de abandonar algunas cosas, tal vez para salirse de una situación compleja; es decir, que por un lado tiene miedo de abandonar o perder cosas, mientras por otra parte siente deseo de liberarse; es aquí, que las elecciones deben hacerse; pero para seguir con cuidado necesita definir un sistema de valores auténticos. Por eso Urano lleva consigo el coraje de enfrentar el riesgo y si consigue ver las nuevas oportunidades con claridad, puede salir del puesto y empezar a programar las energías en una dirección nueva.

El paso de Júpiter en Libra produce también algún problema porque se siente vado o menos hábil en recurrir a aquél sentido de esperanza y confianza que requiere en este tiempo.-Aparecen algunas inquietudes porque por un lado intuye nuevas posibilidades, pero por otro, puede hacerle sentir la desilusión si no consigue capturarlo. Es probable que aparezcan gastos en la casa o también que algo pensado debe suspenderse por un tema económico. Es cierto que tiende a hacerlo sentir menos sostenido y apreciado del exterior y esto le provoca una buena dosis de irritación.

Horóscopo del Amor

El amor es la inmediata, pero radical comprensión profunda de lo que el corazón exige de sí mismo y de la otra persona. También es infinita dulzura que puja para ser reconocida, como es una explosión de deseo que se enciende y se dilata en un imaginario universo sin fin. Está equivocado quien cree que solo es intensidad romántica y dulce; pues las manifestaciones de afectos excesivas lo molestan.

El amor debe ser algo que genere una continuidad en el tiempo, estabilidad y al mismo tiempo, vuelo o pérdida total de los confines, un medio para salir de los sueños de quien es muy previsible Plutón en Capricornio como Neptuno en Piscis mezclan las emociones, usan su corazón como una copa donde toman vida varias e imprevistas situaciones. Sin embargo, no siempre es todo muy relajante pues Plutón puede hacer emerger a la luz lo peor de la relación de pareja en un altibajo de conflictos y juegos de poderes. Si Plutón enciende la chispa de las diferencias, Neptuno piensa en apagarla con una carga de dulzura, empatía e idealismo.

En lo profundo de su corazón sueña una relación romántica y si Plutón mezcla lo turbio, júpiter en Libra se ocupa además de expandirlo, con Neptuno puede ver en transparencia solo los mejores aspectos del amor. Por eso encuentra modo de hacer paz, de hallar un acuerdo y recuperar el deseo de mimarse. Los compromisos profesionales pueden crear tensiones porque le dejan poco tiempo para dedicar a la pareja. Júpiter en Libra señala problemas en familia o en el tema económico que pueden influir el tranquilo andar de la unión.

El final del año le reserva una gran sorpresa, pues podría ser muy excitante y no cierto por cuestiones picantes, sino por el ingreso de Júpiter en Escorpio y sus sensuales sugerencias, porque lo ayuda a ser menos virtuoso, sobrio, tímido y el placer no será visto como algo del cual desconfiar o que esconde vueltas peligrosas.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *