Piscis Tigre

Este Piscis gasta buena parte de su energía en establecer relaciones más íntimas consigo mismo

Estos nativos suelen sentirse un poco faltos de espacio en la piel del felino audaz y a veces quisieran no llevar al Tigre a la espalda. Los Piscis aman nadar a la deriva, sin límites de tiempo ni espacio. Las restricciones no les gustan. Aspiran a la libertad de flotar sin trabas. Su objetivo es la iluminación espiritual y su alma pura es indiferente a los aplausos de los demás.
El Tigre, por su parte, suspira por el drama y sueña con lo colosal. En el desayuno toma adrenalina. Es magnético y vanidoso. Es precipitado, impetuoso y sociable. No quiere que le ponga obstáculos ni Piscis ni nadie. El deseo de ganar lo empuja siempre hacia adelante. Los Tigres son conquistadores, precursores en la más pura tradición del Lejano Oeste, y aman tanto el peligro que siempre prefieren el riesgo a una vida tranquila.
Por lo tanto, este Piscis no encontrará la paz interior a menos que logre desembarazarse del Tigre, cuyo ímpetu guardará para los tiempos difíciles, Entonces, relativamente calmo y sereno, el Piscis nacido en un año del Tigre podrá consagrarse a la búsqueda de la iluminación espiritual.
Este nativo es muy generoso. Comparte su botín con alegría. Le gusta invitar a comer a las personas que ama. Dará una mano a un amigo o a un vecino necesitado. Se interesará sinceramente en el bienestar de los otros, y no olvidará preguntarles cómo andan.
Esta disposición a abrir su corazón y acoger a los otros torna vulnerable al Piscis Tigre. Una expresión o una palabra fuera de lugar, una crítica dura o irónica pueden alterar y herir el alma sensible de este nativo, afectándolo en lo más hondo. No sólo se siente herido por los sarcasmos, sino que reacciona con una extraña agresividad que toma al interlocutor por sorpresa. Dicho de otro modo, el Piscis Tigre da una impresión mucho más plácida de lo que es en realidad. Bajo su aire alegre, de buen chico, se oculta un comentario acusador listo a ser emitido para atacar al que “empezó”. Es muy raro que estos sujetos sean los primeros en atacar, pero están siempre alertas y dispuestos a defenderse. No suelen tolerar la arrogancia de los demás.
Orgulloso y a veces cómico, este nativo puede tener la seducción de un payaso triste. Lleva la sensibilidad a flor de piel. Suele mostrar una sonrisa desdichada y conmovedora que anuncia: “¡FRÁGIL!” Esencialmente, el Piscis Tigre es un ser tímido, pero no quiere que la gente lo considere así. Sus emociones son profundas y complejas. Es sugestionable, pero no le agrada que los demás crean que pueden influir sobre él. Se muestra ansioso por complacer, pero no se convertirá en espectáculo para ganar algo.
En verdad, este sujeto radiante en sociedad es ligeramente lunático, deliciosamente imprevisible y locamente seductor.

Sigue leyendo >>>

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *