Virgo Cabra

Los Virgo Cabra son titubeantes

La combinación de Virgo, puro y seco, con la Cabra, dependiente y amante del lujo, da como resultado una personalidad insegura. El aspecto sólido de Virgo quiere trabajar con seriedad y eficiencia; cuida su imagen para creer más en sí mismo. Pero la lánguida Cabra invariablemente brinca en sentido opuesto y echa abajo la rigidez de Virgo. De lo cual se obtiene una persona de opiniones firmes pero sobre la que se puede influir fácilmente, presa frecuente de individuos más astutos y menos crédulos que ella.
A los Virgo Cabras les encanta comentar absolutamente todo lo que encuentran. “Qué calor horrible hace acá. Los cuadros están torcidos. Ese sombrero te queda espantoso. ¿Por qué te compraste esos zapatos que te hacen las piernas gordas?” Etcétera. Sin embargo, a veces su parloteo puede resultar agradable. Cuando se sienten menos seguros su tendencia a la ironía es menor. Estos nativos necesitan retozar por campos fértiles, tener un empleo estable y ser protegidos tanto en su vida privada (por una pareja o una familia fuerte) como en su vida pública (por el sistema).
Este sujeto tiene el hábito de mostrarse y lucirse, no tanto como payaso sino como personaje pedante y orgulloso. Desde luego, cuando uno se hace amigo de él se da cuenta de que los peinados exóticos y las bufonadas “chic” simplemente forman parte del espectáculo que acabamos de mencionar. Los Virgo Cabras son inseguros. La ropa deslumbrante y las actitudes snob no son más que dos maneras, entre tantas otras, de protegerse de las flechas de los individuos más fuertes o más llamativos.
En realidad, este sujeto es un excéntrico. Idealmente, vive en un ambiente campestre y acogedor cuyos gastos paga otro. En el mejor de los casos, el Virgo Cabra se contentará con cumplir con su trabajo y luego volver a casa para disfrutar del descanso con los pies sobre la mesa. Este nativo es fantasioso y también un poco loco, pero tiene una capacidad extraordinaria para cualquier trabajo que haya elegido. Pone un toque de imaginación en todo lo que hace, y eso lo agota. No es tan fuerte como parece.
El Virgo Cabra es muy hábil con sus manos. A veces lo sorprenderemos, en medio de la noche, rehaciendo el tapizado de un sillón o decorando el árbol de navidad con adornos acumulados durante los últimos años, precariamente colgado de una escalera y arriesgando su vida para obtener un resultado estéticamente perfecto. Estos nativos son personas artísticas y meticulosas, y es en su casa o en su atelier donde extraen el máximo provecho de sus talentos. Las exigencias de la sociedad afectan sus nervios delicados. La rudeza del mundo exterior los toma malhumorados.
Con la inigualable lucidez de Virgo y la propensión de la Cabra al pesimismo, este sujeto deberá luchar contra el negativismo y los prejuicios. Se asombra de que no todo el mundo vea lo mismo que él ve. Es víctima de su sensibilidad exacerbada. Le convendrá procurar sin demora un empleo estable y una pareja astuta.

Sigue leyendo >>>

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *