Libra Cabra

El Libra nacido en un año de la Cabra es irascible y peleador

Ostensiblemente enamorado dócil de la belleza y el equilibrio, este nativo pretende necesitar un ambiente tranquilo, pero sabemos cómo es la cosa en realidad. Este sujeto ama la discusión, la disputa, el desafío. Necesita de la estima de sus pares. Le gusta que lo miren, lo contemplen, lo consideren, lo admiren y lo tomen en serio. Para lograrlo, el Libra Cabra hará casi cualquier cosa.
El sujeto nacido bajo la combinación de estos dos signos se sentirá atraído a la vez por la languidez y la finura. Prefiere sinceramente amueblar su vida con obras clásicas y tapizar las paredes con libros, antes que gastar su tiempo y su dinero adquiriendo ropa a la moda o coches suntuosos. Si estos sujetos son arribistas (y lo son), prefieren serlo en el ámbito cultural y no en el mundano. Son un poco alocados. Pero no superficiales. Poseen gran creatividad. En un ambiente que les garantice seguridad, pueden inventar e imaginar toda clase de objetos artesanales. No diré que se trata de «verdaderos artistas» como un Picasso. Pero su mente alberga una suerte de imaginación bizantina y caleidoscópica. El Libra Cabra salta de idea en idea con una gracia y una vivacidad propias de él. Comprende la complejidad y está magníficamente dotado para todo tipo de comunicación.
Una de las desventajas de este nativo es su negación a creer en sí mismo. Más bien se trata de un rechazo que de una incapacidad, es más una negativa que una carencia. «No puedo. ¿A quién le importa? ¿Quién se preocupa por escucharme? No tiene ninguna importancia. No se hagan problema.» Este es el tipo de discurso que escucharemos del desorientado Libra Cabra.
Como comprenderán, estos nativos son sumamente sensibles. En su juventud, suelen sentirse atraídos por personas de tipo fuerte, estable, cuya sola presencia parece contener la debilidad de los Libra Cabras. Pero, al cabo de cierto tiempo, cuando este extraño sujeto se da cuenta del precio que debe pagar para ser «formal» y «estable», cuando comprende la inútil y aburrida monotonía de una vida desprovista de creaciones y experiencias, se desboca. Pero este desbocamiento le parece un terrible acto de cobardía. La normalidad lo ha decepcionado. Pero la culpa de esa decepción se la echa a su propia negativa a «marchar derecho».
A su vez, esto le hace perder la confianza en sí mismo. Y como, por otra parte, jamás se ha sentido seguro de sí, se torna aún menos eficaz, con lo cual alimenta un perpetuo círculo vicioso.
Los Libra Cabras son excesivos. Son vulnerables a la adicción. Son ambiciosos y les gusta seguir la moda. Son inventivos y poseen dotes para toda clase de actividades de prestigio. Lo malo es que, aparte de su intermitente falta de confianza en sí mismos, tienen tendencia a desperdiciar su energía en demasiadas direcciones diferentes. Se dispersan con facilidad. Deben aprender a seguir una sola idea, hasta llevarla a buen término. Y deben procurar la sabiduría de las personas más reflexivas y sagaces que ellos. Escuchando buenos consejos y evitando bajarlos brazos antes de que la tarea esté verdaderamente cumplida, los Libra Cabras conseguirán triunfar en la vida.

Sigue leyendo >>>

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *